El 49% de los guatemaltecos ya compra menos productos

consumidor haciendo compras en un supermercado. consumidor mexicano

La crisis provocada por la pandemia no solo ha afectado la salud de los centroamericanos, sino que también su bolsillo, ya que en el 2021, la inflación generó un recorte de gastos y de volumen de la canasta básica, según un estudio realizado por la consultora Kantar.

Banner_frasco-suscripcion-800x250

La firma estima que el 51% de los centroamericanos (Guatemala en un 49%) se siente agobiado por el incremento generalizado de precios (inflación), lo que también empieza a afectar el comportamiento de compra de los hogares, tratando de gastar lo menos posible.

“Vemos que la frecuencia de compra está provocando que la canasta reporte un número negativo en volumen, influenciado por inflaciones que vemos especialmente en Costa Rica y Panamá” comentó Vivian Gálvez, gerente general de Kantar Centroamérica para la División Worldpanel.

Un poco menos de todo

Los resultados de la encuesta dan cuenta de que la disminución en la compra en la región estuvo en alrededor de -11%, mientras que en el primer año de la pandemia fue de 17%.

De esta cuenta, en Guatemala representó una reducción de -14%; en Costa Rica, -5%; en El Salvador, -12%; y en Panamá, -32%. Mientras que en 2020 la capacidad de compra estuvo en número positivos: en Guatemala, con 19%; Costa Rica, 11%; El Salvador, 20%; y Panamá, 83%. Este último país fue el más afectado por el problema inflacionario.

Se estima que los centroamericanos están pagando, en promedio, un 3% más por los productos que adquieren, lo cual representa para Guatemala un 7%; Costa Rica, 2%; El Salvador, 6%; y Panamá, 3%.

Por consiguiente, Kantar señala 3 principales comportamientos: disminución en el volumen de compra, aumento de adquisición de marcas de precio bajo; y más búsqueda de promociones con regalos, como “lleva más, paga menos”.

Según las conclusiones de la Gálvez, un 76% de los hogares centroamericanos manifestaron preocupación porque sus ingresos se vieron afectados en el último año, debido a la pandemia o a otra situación. “Aun así, confían en un mejor 2022; es decir que hay optimismo, aunque el 51% de centroamericanos ve con temor el aumento de precios”.

Tendencia alcista

A nivel local, un estudio realizado recientemente por Central American Business Intelligence (CA-BI) advirtió sobre un incremento en los precios de alimentos a finales del año pasado, tendencia que continuará este año.

Los productos que han tenido alza considerable son el maíz (25%), frijol (34%) y tomate (38%), según datos del Ministerio de Agricultura, Ganadería y Alimentación (MAGA).

Y en las tiendas de barrio también se reportan incrementos en productos como aceite, azúcar, harina, leche y pan.

A nivel internacional, una de las causas de la inflación ha sido la fluctuación en los precios del petróleo, lo cual continúa afectando al país a través de las constantes alzas en los precios de los combustibles.

El costo total de la Canasta Básica Alimentaria (CBA) se estimó en Q3 mil 97.23, al mes de diciembre de 2021, según el Instituto Nacional de Estadística (INE), la que contiene 34 productos que supuestamente consume en un hogar de 5 integrantes.

Mientras que el costo de la Canasta Ampliada (CA) fue de Q7 mil 151.30, mientras que el salario mínimo para 2022 quedó en Q2 mil 704.35, más un bono de productividad de Q250, lo que hace un total de Q2 mil 954.35, que es el sueldo promedio que gana actualmente un cajero, un digitador o un trabajador de cualquier industria o comercio.


Reciba las últimas noticias de la industria en su casilla:

Suscribirse ✉