La industria norteamericana acelera la implementación de robots

Anaqueles, robot sosteniendo caja
3d rendering humanoid robots carry cardboard boxe in warehouse

La robótica lleva muchas décadas presente en el sector industrial, proporcionando soluciones eficaces para acelerar las operaciones de fabricación, en forma de una amplia variedad de máquinas automatizadas y brazos robóticos que desempeñan todo tipo de tareas. Pero en la actualidad los fabricantes de robots están lanzando máquinas cada vez más autónomas y versátiles, capaces de moverse por las instalaciones para realizar su trabajo o apoyar a los empleados.

Estas nuevas máquinas están captando el interés de las empresas del sector industrial, que buscan equipamiento capaz de integrarse en un ecosistema digital más amplio, en el que confluyen la infraestructura IT y OT. Según las últimas cifras publicadas por la Federación Internacional de Robótica (IFR), en el primer trimestre de 2022 los envíos en Norteamérica, uno de los principales mercados del mundo, han crecido un 28% interanual, alcanzando el récord histórico de 11.959 robots. Y los ingresos de los proveedores han aumentado un 43% con respecto al mismo período de 2021, alcanzando unos 664 millones de dólares.

Banner_frasco-suscripcion-800x250

Según los investigadores de la IFR, estos resultados se corresponden con la tendencia de crecimiento que se está dando en el mercado mundial, que el año pasado aumentó la instalación de nuevos robots en un 27% interanual, alcanzando 486.700 nuevas máquinas en funcionamiento. Milton Guerry, presidente de la IFR, explica que “las instalaciones mundiales de robots industriales en 2021 superaron incluso el récord anual de 2018. En Norteamérica, los volúmenes de pedidos del primer trimestre, tanto en unidades como en ingresos, estuvieron en máximos históricos. En todas las industrias, el auge de la crisis posterior a la COVID esá generando un crecimiento de dos dígitos con respecto al mismo trimestre del año pasado.

Mercado norteamericano

Volviendo al mercado norteamericano, los principales clientes de robots están siendo la industria automovilística y los fabricantes de componentes, que conjuntamente representaron el 47% del total, aumentando sus pedidos en un 15% interanual en estos tres meses. Y se espera que más fabricantes de vehículos aumenten la inversión en lo que resta de 2022. Esto va en línea con sus planes para ampliar la fabricación de vehículos eléctricos y para incrementar la producción de baterías, algo que seguirá alimentando el mercado de robots industriales en los próximos años.

Por otro lado, los clientes de otras industrias están aumentando sus pedidos a un ritmo mucho más rápido, y ya han logrado superar a los fabricantes de vehículos en número de pedidos. Sobre todo la industria eléctrica y electrónica, que el año pasado implementó en todo el mundo unos 132.200 nuevos robots.

En el caso de Estados Unidos, en el primer trimestre de 2022 los fabricantes de coches encargaron 5.476 unidades, mientras que las empresas no automotrices adquirieron 6.112 en el mismo tiempo. Esta tendencia se viene produciendo en los últimos nueve trimestres, durante los cuales los clientes no automotrices han adquirido más robots que los fabricantes de coches, que tradicionalmente han sido los que más robots han utilizado en sus instalaciones.


Reciba las últimas noticias de la industria en su casilla:

Suscribirse ✉