Pobreza cae a 25.9% en 2021,

Mujer comprando frutas en un supermercado cebollas. Enero, inflación

De acuerdo al documento Evolución de la Pobreza Monetaria 2010-2021, elaborado con los resultados de la Encuesta Nacional de Hogares (ENAHO), la línea de pobreza es el equivalente monetario al costo de una canasta básica de consumo de alimentos y no alimentos.

En el año 2021, la pobreza monetaria afectó al 25.9% de la población del país, nivel menor en 4.2 puntos porcentuales al compararlo con el año 2020 (30.1%), periodo en el cual se registró una paralización parcial de la mayoría de actividades económicas asociado al COVID-19. Sin embargo, la cifra de pobreza en el año 2021 aún no alcanza lo registrado en el año 2019 (20.2%), informó el Instituto Nacional de Estadística e Informática (INEI).

Banner_frasco-suscripcion-800x250

De acuerdo al documento Evolución de la Pobreza Monetaria 2010-2021, elaborado con los resultados de la Encuesta Nacional de Hogares (ENAHO), la línea de pobreza es el equivalente monetario al costo de una canasta básica de consumo de alimentos y no alimentos, que para el año 2021 asciende a S/ 378 mensuales por habitante; es decir, que la persona cuyo gasto mensual es menor a este monto es considerada pobre; para una familia de cuatro miembros el costo de una canasta básica de consumo es de S/ 1,512 mensuales.

Por otro lado, la línea de pobreza extrema, que considera solo el costo una canasta básica de alimentos, para el año 2021 ascendió a S/ 201 mensuales por persona, considerándose pobres extremos a las personas cuyo gasto mensual no cubre el valor de la canasta básica de consumo alimentaria, para una familia de cuatro miembros asciende a S/ 804 mensuales.

La medición oficial de la pobreza en el Perú se efectúa a través del indicador del gasto, debido a que esta variable se aproxima a una cuantificación de los niveles de vida de lo que las personas y los hogares compran, adquieren y consumen.

En el año 2021, el gasto real promedio mensual por persona fue S/ 753, incrementándose en 6.1%, al compararlo con el nivel de gasto del año 2020, no obstante, disminuyó 10,.% en comparación con el año 2019.

Según ámbitos geográficos, la pobreza monetaria incidió en el 39.7% de la población del área rural y al 22.3% del área urbana; registrándose la mayor reducción en el área rural con 6.0 puntos porcentuales al compararlo con el año 2020 y en el área urbana, la reducción fue de 3.7 puntos porcentuales. Al comparar con el año 2019, en el área urbana la incidencia de pobreza creció 7.7 puntos porcentuales.

Por dominio geográfico, durante el año 2021, los mayores niveles de pobreza se registraron en la sierra rural (44.3%) y selva rural (35.0%), que comparados con los resultados del año 2020 presentaron disminuciones de 6.1 puntos porcentuales y 4.2 puntos porcentuales, respectivamente.

Seguidos de sierra urbana (23.3%), selva urbana (21.6%), costa rural (21.5%), costa urbana (17.9%) con reducciones de 3.7 puntos porcentuales; 4.7 puntos porcentuales; 8.9 puntos porcentuales y 5.0 puntos porcentuales, respectivamente. En el caso de Lima Metropolitana y la Provincia Constitucional del Callao (24-9%) no existen estadísticamente diferencias significativas.

Pobreza extrema

La Encuesta Nacional de Hogares (ENAHO) reveló que, en el año 2021, la pobreza extrema alcanzó al 4.1% de la población del país y bajó en 1.0 punto porcentual respecto al año 2020; mientras que, al compararla con el año 2019, es mayor en 1.2 puntos porcentuales.

El INEI informó que, en el año 2021, la pobreza extrema, afectó al 12.1% de la población del área rural y bajó en 1.6 puntos porcentuales al compararla con el año 2020; con relación al año 2019 creció en 2.3 puntos porcentuales. En el área urbana, esta condición afectó al 2.1% de la población y disminuyó en 0.8 punto porcentual respecto al año 2020; sin embargo, aún es mayor en 1.1 puntos porcentuales, en comparación con el año 2019.

Vulnerabilidad

Durante el año 2021, la vulnerabilidad monetaria, que comprende aquella población no pobre que se encuentra en riesgo de caer en pobreza monetaria, ante cualquier cambio en sus condiciones económicas, afectó al 34.6% de la población, registrando una disminución de 0.9 punto porcentual en comparación con el año 2020 (35.5%) y un crecimiento de 0.6 punto porcentual al compararlo con el año 2019 (34.0%).

Por área de residencia, la vulnerabilidad monetaria incidió en 45.9% de la población rural y al 31.8% del área urbana. Respecto al año 2019, la vulnerabilidad monetaria en el área rural bajó 0.3 punto porcentual y en el área urbana subió 1.1 puntos porcentuales.