El furor por Luis Suárez llega hasta China: en ese país la prioridad de fabricación de camisetas la tiene Nacional

Roby Schindler, director de Umbro Uruguay, contó pormenores de las nuevas casacas del Pistolero. Se mandaron a  hacer de apuro más de 20.000 en tiempo récord. 

Roby Schindler es el director de la marca deportiva Umbro que viste a Nacional desde hace varios años y que por estos días está atravesando por días de mucho trabajo debido a la enorme cantidad de pedidos que hay desde filas tricolores por el furor que está causando la figura de Luis Suárez. Es que los números en todo sentido son elocuentes. «Tengo muchos años en el ruedo en este negocio y puedo decir sin titubeos que esta es la movida más importante que me ha tocado enfrentar. Esto no pone solamente a Nacional en el mapa del mundo del fútbol, sino que también las repercusiones ponen a Uruguay en el mapa del mundo, de igual forma que el Mundial de Sudáfrica y la Copa América de 2011», dijo Roby en entrevista con 12PM, de Azul FM.

Banner_frasco-suscripcion-800x250

«Suárez es un monstruo como jugador, como persona. Hay cosas que no puedo decir, por un compromiso de confidencialidad, y eso ya marca con qué tipo de personaje nos vamos encontrando. Está mucho más lejos de lo que pensé del resto, es un fenómeno mundial», agregó el director de Umbro en Uruguay.

En el mundo hay una crisis de abastecimiento. Hemos conseguido que la fábrica que tenemos en China haya dejado completamente de lado lo que tenía para abocarse a la fabricación de un volumen muy importante, que supera ampliamente las 20.000 camisetas, y eso no es todo. No hay tela disponible, hubo que comprar el hilado, tejer la tela, no es una tela común y corriente, es especial porque es para camisetas de fútbol de un equipo de primer orden como Nacional. Tenemos que mandar a hacer más de 20.000 escudos y piensen en todos los detalles, todas las publicidades, más el nombre Suárez, más el número nueve, más la inscripción de los 120 años».

El empresario contó por qué es tan difícil conjugar todos estos elementos: «No es sublimado. El sublimado es una técnica muy barata de hacer camisetas, que es como la que hacen los truchos, la tela se estampa de una y sale todo. La camiseta de Nacional no es así, todas las publicidades, los distintivos y los logos se ponen de a uno y es lo que hace que la camiseta de Nacional sea lo que es con la exactitud que tiene. Esto está supeditado por un grupo de técnicos de Inglaterra.

Después hay que hacerla llegar al Uruguay y para eso, inmediatamente al día después de confirmarse todo esto tuvimos una reunión y nos hemos puesto de acuerdo con la gente de DHL, porque no va por compañía área, necesitábamos una compañía que nos asegurara el traslado de cada uno de los embarques hasta Uruguay. Me hace acordar al tema de las vacunas. De esa misma manera van a llegar las camisetas de Nacional. Es un récord que no existe que de China a acá, en menos de 30 días, va a salir el primer embarque y a partir de ahí una vez por semana hasta completar toda la cantidad. Y si el ritmo de venta sigue como viene no me extrañaría que tengamos que seguir colocando órdenes para una semana después».

Como el domingo en la presentación de Suárez, este martes van a estar los mismos puntos de venta en el Gran Parque Central sobre la tribuna José María Delgado. Se va a habilitar a las 12:00 del mediodía la Casa del Hincha y los otros dos puntos cuando se habilite el ingreso para los fanáticos al partido de Sudamericana.

En el programa 12 PM, Schindler agregó que «el dueño de la fábrica en China, fanático de fútbol, cuando yo lo llamo para decir esto él ya estaba al tanto, me dijo despreocupate, contá con nosotros, corremos todo para el costado porque esto es tremendo. Contá con nuestra cooperación. Es muy difícil que una marca internacional nos de el acceso que nosotros tenemos a la posibilidad de fabricar en tan poco tiempo».