Servicio vs Precio

preocupación

Recuerdo que cuando tenía 20 años, quería viajar por todo el mundo, no tenía mucho dinero, pero si muchas ganas de conocer y por eso es que mis pasajes me los compraba con descuento siempre en plan ahorro, hasta que un nuevo modelo de negocio apareció en los cielos y fueron gracias a esas aerolíneas muy baratas en donde no te daban ni agua al entrar o salir del avión, no te saludaban o les importaba realmente si estabas cómodo(a) o no, que yo pude viajar mucho en mi juventud como mochilera a muchas partes del mundo. A mí no me interesaba si me daban de comer o si eran corteses, por el precio baratisimo que estaba pagando, entendí el modelo de negocio y lo usé a mi favor.

Con esto tampoco estoy diciendo que hay que ser masoquistas y que hay que soportar faltas de respeto de nadie, por mas que el precio sea muy barato, la dignidad humana vale. Favor de no descontextualizar y enfocar el tema para que se entienda el punto y estar alineados en que éste modelo de negocio existe, estés de acuerdo o no, te guste o no, lo uses o no.

Banner_frasco-suscripcion-800x250

A mis 35 años, he crecido no sólo emocionalmente, también lo he hecho a nivel profesional y a éstas alturas de mi vida, me puedo permitir viajar con calidad y servicio, entonces, si bien es cierto, mi espíritu mochilero de eterna aprendiz siempre estará en mi, hoy por hoy, quiero que me saluden al subirme al avión, quiero que me den agua y comida, quiero poder dormir en el avión en mi propio espacio, quiero que si el avión se retrasa, se disculpen conmigo, quiero servicio y no me importa pagar un poco más para tenerlo.

Bajo éste contexto, no siempre es verdad que el que se va por precio, volverá por servicio, ya que como mencioné anteriormente, no todas las empresas tienen el modelo de negocio de servicio ni les interesa y esta bueno a aceptar eso también para no crear expectativas donde no deberian de haber. Asimismo, pienso que las empresas no son robots, aunque estén muy bien sintonizadas y automatizadas, tienen errores, por ende, en algún momento, la van a fregar y cuando eso pase, las empresas deben estar preparadas para estar a la altura de resolverlo para que los clientes no se vayan y si se van, que vuelvan por una segunda oportunidad a través de una buena atención y lealtad hacia el consumidor.

Fuente: Linkedin


Reciba las últimas noticias de la industria en su casilla:

Suscribirse ✉