¿Por qué la moda es el sector más afectado por cierre de tiendas físicas?

ventas minoristas de moda

En 2013, en España había 20.375 supermercados. En 2020, eran 23.400. En estos últimos años, se abrieron miles de super. Por no hablar de toda suerte de tiendas de conveniencia,o tiendas especializadas (mascotas, comida rápida, gimnasios, barberías, librerías independientes….etc). De hecho, en el mundo hay mucha más superficie de venta (m2) que hace dos décadas, por muchas razones socioeconómicas y demográficas que he explicado en numerosas ocasiones.

Banner_frasco-suscripcion-800x250

El sector de la moda lleva décadas cerrando tiendas, esto no es de ahora. Recuerden que éste era un país de tiendas de modistas, mercerías y sastrerías… Decenas de miles cerraron cuando llegó la moda rápida. Lo antiguo fue derrotado por  una interpretación colectiva de “lo moderno y el precio inteligente”.

Y en los últimos años, la moda cada vez más ha basado sus modelos de negocios en un modelo de consumidor que compra ropa vorazmente. Entre 1996 y 2012, la cantidad de ropa comprada por persona en la Union Europea aumento un 40 % (en apenas 14 años).  Al mismo tiempo, más del 30 % de la ropa en los armarios de los europeos no se usaba durante al menos un año. Según el mismo informe de la AEMA, entre 1996 y 2012 el precio de la ropa aumentó un 3 %, pero los precios al consumidor en general aumentaron alrededor de un 60 %. Esto significaba que, en relación con la cesta de consumo de la UE, el precio de la ropa cayó un 36 %.

Esto nos relata un sector que durante años se ha basado en las ofertas y el precio: si las tiendas se han convertido en muchos casos en showrooms de descuentos, o de vestuarios inundados de ropa en épocas de grandes rebajas, pues casi mejor que nos lo envíen a casa, y nos ahorramos el ir a las tiendas.

Esta estrategia de precios agresivos y ropa tratada como “commodities”, ha llevado a que la moda sea “el gran fagocitador de tiendas”. Si las tiendas no aportaban nada más allá de precios, pues la gente desplazó su consumo hacia la conveniencia, lo barato y el surtido ilimitado online. Hoy Amazon y Shein son los mayores vendedor de moda en EEUU. ¿Para qué necesito ir a una tienda física a por precio si el precio puede llegar a la comodidad de mi casa?

Por suerte, cada vez más parte del sector está apostando por la experiencia positiva, la atención al cliente y el factor diferencial en sus tiendas.

No a todos los retailers dentro del sector de la moda les ha ido mal, como puede ser  los ultraespecializados Lulemon, que ha triplicado su red de tiendas en los últimos años. O, Fast Retailing (uniqlo) que entre 2016 y 2021 agregó más de un millón de m2 de superficie de venta a su red de tiendas (casi 4000 tiendas por todo el mundo).  O Primark (es radicalmente falso que su modelo solo se base en el precio: la clave es que han sido unos maestros en todo lo periférico al instante anterior en el que pagas un precio extraordinario por una prenda que te encanta).


Reciba las últimas noticias de la industria en su casilla:

Suscribirse ✉