Andreé Henríquez: “Urge avanzar en el desarrollo circular de las regiones»

Andreé Henríquez, Director Ejecutivo del CicularTec

Por Andreé Henríquez, Director Ejecutivo del CicularTec

 

Uno de los principales desafíos para cumplir los compromisos de carbono neutralidad e implementar la hoja de ruta de economía circular de Chile, es articular a los diferentes actores territoriales en torno al objetivo común que significa el desarrollo sustentable.

Banner_frasco-suscripcion-800x250

Esto considerando a todos los niveles empresariales, el sector público, la academia y la comunidad; en resumen, es mover a toda una región para generar valor económico, social y medioambiental. En este proceso contar con políticas públicas apropiadas a los diferentes contextos del país, impulsar la transición empresarial, en especial de las PYMES, y fortalecer los sistemas de ciencia e innovación regionales será estratégico.

De hecho, se deben fortalecer los sistemas de educación superior de los territorios, apuntando a la desconcentración de los centros tecnológicos y de excelencia. Asimismo, debemos aumentar el número de investigadores e investigadoras jóvenes en las universidades regionales y financiar más proyectos de investigación y desarrollo que se orienten, dentro de otros desafíos, a impulsar la creación de industrias sustentables de la mano con el modelo de economía circular.

Además de los esfuerzos que se deben realizar en la academia, el foco es buscar que la economía circular llegue también a las personas, porque hasta el momento, los esfuerzos han sido centrados en el rol de las empresas, pero progresivamente se comprende que se requiere un cambio en el comportamiento de los ciudadanos.

El rol de las personas a nivel nacional y regional es fundamental, y no debemos perder de vista que si las personas siguen teniendo el mismo comportamiento las posibilidades de cambiar el modelo serán cada vez más difíciles. No basta solo que un experto nos diga que tenemos que ser más sostenibles como si todas las personas fueran racionales y mañana fueran a comprar productos verdes, circulares o como quieras llamarlos. Las posibilidades de acceso a bienes y servicios se relacionan con los ingresos, con la calidad de la información y con los diferentes estímulos e incentivos para comprar una cosa por sobre otra. Por lo tanto, debemos tener acciones decididas en este plano.

Asimismo, la importancia de las instituciones regionales es clave para articular acciones con todos los actores. Si queremos transitar hacia una economía circular robusta, es necesario la articulación de las municipalidades, gobernaciones, seremias y las diferentes instituciones locales. Estamos al debe en esta materia y la economía circular aún es una discusión fragmentada en nuestro país.

Finalmente, la descentralización tiene relación con que si queremos ser un país carbono neutral, si queremos adaptarnos y mitigar los efectos del cambio climático, debemos pasar de la evidencia a la acción. La evidencia científica respecto de los orígenes y efectos del cambio climático ya no son discutibles en el sentido de cuestionar si este existe o no. Lo que nos corresponde es cómo generamos acciones concretas para adaptarnos, para mitigar, para ser carbono neutral. Sin embargo, las regiones de nuestro país tienen todavía desafíos históricos en materia de desarrollo, pero la respuesta no puede ser solo crecimiento.

El Centro Tecnológico de Economía Circular, CircularTec, es una apuesta de trabajo mancomunado entre los sectores público, privado y académico, cuyo objetivo es impulsar el desarrollo sustentable con base en la innovación y el emprendimiento circulares, desde la macrozona norte del país, con asiento en Tarapacá, para el país.


Reciba las últimas noticias de la industria en su casilla:

Suscribirse ✉