H&M Canadá permitirá comprar y vender ropa de segunda

Fachada de una tienda de la marca H&M

En septiembre de este año, H&M Canadá inició ofreciendo servicios que le da a sus viejas prendas favoritas en el armario una segunda oportunidad de vida.

Se trata H&M Rewear, en donde puedes comprar y vender fácilmente cualquier prenda de ropa y de cualquier marca.

Banner_frasco-suscripcion-800x250

Propósito

Esta es una segunda forma de reciclar la ropa a través de H&M Canadá, con la recolección de ropa ya disponible en las tiendas, y le permite ser aún más activo en el proceso de transmitir sus viejos estilos a otro usuario.

Es simple y sencillo de usar y viene con el beneficio adicional de extender la vida útil de la ropa para un futuro más sostenible.

En la plataforma habrá recomendaciones con el mejor precio para tus artículos y retoques fotográficos en todos los listados.

Forma de entrega con H&M Canadá

A los vendedores se les ofrecen dos formas de recibir el pago por los artículos vendidos entre depósito directo o una tarjeta de regalo de H&M con un valor adicional del 20 por ciento que se puede canjear tanto en línea como en cualquier tienda de H&M.

Así las cosas, usted deberá acordar una hora y un lugar con el vendedor para evitar tarifas de envío y largos tiempos de espera.

Mercado internacional de ropa de segunda

La compraventa de ropa de segunda en el mundo se ha fortalecido en los últimos años.

Actualmente, según datos de Boston Consulting Group (BCG), este sector del mercado de la moda “está valorado entre los 30 y los 40 billones de dólares, representando el 2 % del valor total del mercado mundial de ropa y de lujo”.

Según cifras de Naciones Unidas, el principal exportador de ropa de segunda del mundo es Estados Unidos, seguido de Reino Unido, Alemania, Corea del Sur y Holanda.

Países que exportan

  • Estados Unidos US$687 millones.
  • Canadá, US$104 millones.
  • Chile, US$61 millones.
  • Guatemala, US$55 millones.
  • India, US$46 millones.
  • Emiratos Árabes, US$30 millones.
  • Tanzania, US$23 millones.
  • Honduras, US$23 millones.
  • Angola, US$21 millones.
  • República Dominicana, US$19 millones.

H&M Canadá y la conciencia ambiental

La mayoría de las tiendas de ropa de segunda afirman tener un compromiso que va más allá de sólo vender ropa y, así mismo, reconocen que hay una preocupación ambiental entre sus clientes.

“La gente joven ya viene con este chip incorporado y tienen una preferencia por las marcas que son eco amigables y todo esto de la moda sostenible.” explicó Elisa Ferrer, directora de Closeando, Colombia.

Una encuesta realizada por Boston Consulting Group revela que, “aunque la asequibilidad, la disponibilidad de la selección y la singularidad del artículo han contribuido a la creciente popularidad del mercado de segunda mano, las crecientes preocupaciones ambientales de los consumidores también son un factor en el crecimiento de este mercado”.

En Go Trendier, se enfatiza mucho en el impacto ambiental que este modo de negocio genera.

“Si esa camiseta que alguien se puso sólo dos o tres veces se pone en circulación y la utiliza otra chica, estaríamos ahorrando el 80 % de la huella de carbón de esa camiseta y los mil quinientos litros de agua que cuesta confeccionarla, por el algodón que consume”, explica Ana Jiménez, gerente general de la aplicación.

Países donde prohíben importación de ropa de segunda

México: prohíbido el ingreso de estar mercancías a su territorio por motivos sanitarios.

Se dice que la ropa de segunda mano es «un riesgo a la salud pública».

En Bolivia el entonces presidente Evo Morales, introdujo un decreto en 2006 en el que se establecía como ilegal el negocio de los ‘Ropavejeros’ (vendededor de ropa usada).

«El discurso del presidente Morales estuvo basado en la soberanía del país: declaró que Bolivia no era el basurero de Estados Unidos y por lo tanto se prohibía la entrada de estos artículos al país».


Reciba las últimas noticias de la industria en su casilla:

Suscribirse ✉