Plan de reestructuración de Aeroméxico tiene oposición

Avión de Aeroméxico en las nubes. Google

Un acreedor de Aeroméxico informó el lunes de su oposición al plan de reestructura de la aerolínea mexicana presentado tras acogerse a la ley de quiebras de Estados Unidos. Argumenta que la propuesta beneficiaría injustamente al accionista mayoritario, Delta Air Lines.

Invictus Global Management dijo en una carta enviada al directorio de Delta que se opuso al plan presentado por Aeroméxico, que desde el 30 de junio de 2020, y a causa de la pandemia, entró a un proceso voluntario de reestructura financiera bajo el Capítulo 11 del Código de Bancarrotas de Estados Unidos con el objetivo de fortalecer su posición financiera y de liquidez.

Banner_frasco-suscripcion-800x250

La aerolínea mexicana se desplomó en Bolsa la semana pasada después del anunció de una oferta pública de acciones (u OPA, en la que el mercado puede comprar papeles a un precio fijo), que formará parte de la reestructura financiera de la aerolínea, y en la que cada acción en circulación se cotizará a 1 centavo de peso.

La participación de Delta Airlines se diluiría al 20%, mientras que Apollo Global Management, un fondo que a menudo invierte en empresas en problemas, se convertiría en el mayor accionista de Aeroméxico.

«Debe primar la veracidad sobre los actos y decisiones que podrían colocarte en la posición de ganar cientos de millones de dólares a expensas de otras partes interesadas, incluidos los muchos que pueden quedar arruinados económicamente con el plan preferido por Delta y Apollo», decía la carta, firmada por la socia de Invictus, Cindy Chen Delano.

Agregó que la propuesta incluía «términos financieros aparentemente atroces que desafían décadas procedimientos anteriores de quiebra».

Invictus es accionista de Delta y un acreedor importante de Aeroméxico, dijo.

Aeroméxico dijo que no tenía comentarios, mientras que Delta no respondió de inmediato a una solicitud de comentarios.

Las acciones de Aeroméxico se dispararon más de un 17% poco después de la apertura de los mercados el lunes, recuperando parte del terreno perdido por las fuertes caídas tras el anuncio del plan de reestructuración. La semana pasada, las acciones sufrieron una pérdida de casi un 75% de su valor y marcaron un nuevo mínimo nivel histórico de 90 centavos.

Tras la aprobación de la Corte de las cartas de compromiso de capital y deuda de financiamiento de salida, la Corte de Quiebras estableció una audiencia de confirmación del plan para el 18 de enero. De ahí y, mientras se define una fecha para la próxima asamblea de accionistas, se deberán obtener los votos necesarios para dar luz verde al plan de reorganización, a más tardar para el 28 de febrero de 2022, y que deberá ser ratificado por la juez de la Corte del Distrito Sur de Nueva York, Shelley Chapman.


Reciba las últimas noticias de la industria en su casilla:

Suscribirse ✉