Marketing Digital: ¿Twitter le dice adiós a versiones AMP?

Celular con aplicación Twitter

Antes de que termine el año Twitter habrá dejado de enviar a todos sus usuarios a versiones AMP de los contenidos que se enlacen en su entorno. La plataforma ha avisado a los desarrolladores de que está trabajando en la retirada completa del soporte a esta tecnología de carga rápida creada por Google, lo que equivale a que el tráfico que genere irá a la web de cada medio.

La «versión»

La versión sin censurar de la demanda antimonopolio presentada contra ese gigante de las búsquedas en diciembre apuntaba que había impulsado el formato de manera anticompetitiva y que este generaba un 40% menos de ingresos a los editores respecto a sus páginas propias optimizadas para móvil.

Banner_frasco-suscripcion-800x250

De hecho Google ha ido arrinconando esta tecnología de diferentes partes de su ecosistema en los últimos tiempos, después de haberla potenciado desde su lanzamiento a principios de 2016 como respuesta a los Instant Articles de Facebook. En julio dejó de ser imprescindible para colocar noticias en el carrusel de destacados y desde septiembre Google News envía directamente a los usuarios a las versiones móviles de los medios.

Por tanto ahora su utilidad queda en entredicho para los editores, que fundamentalmente habían abrazado AMP para no dejar de ser competitivos en búsquedas, y que a su vez han mejorado la experiencia nativa que ofrecen a sus usuarios en esos dispositivos. Recibir tráfico en sus versiones móviles controladas implica mejor control del rendimiento publicitario, mayores posibilidades de recirculación por su entorno o una experiencia más sencilla para convertir suscriptores.

AMP ha resultado controvertida prácticamente desde sus inicios por la percepción de que Google controlaba el proyecto y la experiencia de los usuarios a cambio de acelerar la carga de las páginas en móvil. Una de las circunstancias que generaba más confusión es que las páginas servidas parecieran creadas por el gigante tecnológico en lugar de por sus respectivos autores, según la dirección que se veía en el navegador y el aspecto uniforme. Otra crítica frecuente ha sido el impulso de su uso a través de penalizar la visibilidad en búsquedas de los contenidos que no la utilizaran, a lo que la compañía puso horizonte temporal en mayo de 2020.

La otra gran red social que utiliza esa tecnología es LinkedIn, que según Search Engine Land estaría enviando igualmente menos tráfico a páginas en este formato. La plataforma no se ha pronunciado sobre si seguirá los pasos de Twitter en cuanto a retirar el soporte.


Reciba las últimas noticias de la industria en su casilla:

Suscribirse ✉