Bootcamps: impulso en desarrollo, datos y ciberseguridad, para novatos y expertos.

ciberseguridad cátedras las 7 amenazas32 cátedras universitarias estrategia

De acuerdo al portal de noticias Muy Computerpro, Bootcamps: para iniciarse o avanzar en desarrollo, ciencia de datos o ciberseguridad

Seguro que has escuchado, en más de una ocasión, que escasean los perfiles técnicos en todo tipo de empresas. Sobre todo, los desarrolladores. Por eso, no son pocas las empresas y organizaciones que, solas o en colaboración entre varias, ponen en marcha programas de formación específicos para que, durante varios meses, las personas que quieran y cumplan unos requisitos básicos, puedan iniciarse en una o varias habilidades concretas. O bien reciclarse y ampliar conocimientos técnicos para avanzar en un aspecto concreto de su trabajo. Son los llamados bootcamps, cada vez más extendidos entre los que desean iniciarse en desarrollo y los que quieren ampliar su formación para avanzar en su carrera.


Banner_frasco-suscripcion-800x250

Los más exhaustivos pueden durar entre tres y 12 meses, y no son pocos los que comienzan en verano. De esta manera, se pueden aprovechar para aprender un aspecto concreto del desarrollo o del mundo de la tecnología esas semanas en las que el trabajo suele ser menos intenso (e incluso en jornada continua). También las vacaciones. A continuación te mostramos qué es un bootcamp y cuáles son los más populares en lengua castellana.

Bootcamps: para iniciarse en programación o en aspectos concretos de TI
Un bootcamp es un curso de formación desarrollado de manera que la enseñanza en él sea intensiva y altamente especializada. Se utiliza para formar a principiantes en un tema en habilidades y disciplinas determinadas, que cuentan con gran demanda en el mercado laboral. Habitualmente duran pocas semanas, y aunque están pensadas para que quienes los superan puedan asomarse al mundo del trabajo, hay que tener presente que para los que acceden sin conocimientos previos de programación o de las disciplinas que enseñan, en la mayoría de los casos solo pueden tomarse como una iniciación, y deben complementarse después con otra formación más avanzada.

Eso no es obstáculo para que, sobre todo en el caso de los bootcamp más extensos y exhaustivos, sí sea posible enfrentarse a un puesto de trabajo directamente relacionado con lo aprendido.Pero teniendo en cuenta que será necesario seguir formándose para avanzar. Pero a diferencia de la formación reglada, permiten conseguir formación específica y práctica, y hacerlo antes que siguiendo cursos convencionales en grados de tecnología. También suelen ser más asequibles, y ofrecer formación en materias que todavía no se han incorporado a los grados o los estudios de FP.

Por eso, no son únicamente los no iniciados en el desarrollo y en el mundo de la tecnología los que se forman mediante bootcamps. También se forman con ellos profesionales de la tecnología que buscan formación no reglada para avanzar en sus carreras, aprender otras disciplinas complementarias a las que ya conocen, o, sencillamente, ampliar conocimientos. Siempre, eso sí, dentro de la tecnología. Entre las temáticas más frecuentes de los bootcamps, además del desarrollo, también es frecuente encontrarlos de ciencia y analítica de datos, diseño de UX o IU o ciberseguridad.

Leer también: BYD lanza en Chile “BYD WORLD”

La formación en un bootcamp es también mucho más práctica que la de un grado, ya que los estudiantes suelen trabajar en proyectos reales para aprender. Esto también tiene sus inconvenientes. Sobre todo en los bootcamps de desarrollo, ya que habitualmente saldrán de la formación con mucha práctica en el desarrollo con una herramienta concreta, y conocerán al dedillo uno o dos lenguajes. De ahí que es importante que sigan alimentando su curiosidad por aprender para avanzar en su carrera a posteriori.

Aún así, un bootcamp es una opción muy válida para reciclarse y entrar en el mundo de la tecnología y el desarrollo, consiguiendo habilidades técnicas en tiempo real, y aprendiéndolas en la práctica. Estos son, quizá, los más relevantes en España, con cursos que puedes comenzar este mismo verano.

Ironhack

Se trata de un bootcamp que ofrece tanto enseñanza presencial como en remoto, con formaciones centradas en cuatro áreas: desarrollo web, diseño UI/UX, ciberseguridad y analítica de datos. Ofrece facilidades y flexibilidad para la formación, y sus formadores se encargan de guiar a los estudiantes desde sus inicios hasta que están listos para empezar a utilizar los conocimientos adquiridos a nivel profesional.

Ironhack cuenta con sedes en Madrid y México, donde la formación es en castellano. Pero si no puedes atender presencialmente a sus bootcamp, puedes hacerlo a distancia. En este caso, la formación es en inglés. Además de diversas opciones de financiación (sus bootcamp, en la mayoría de casos, cuestan 7.500 euros), da la posibilidad de cursarse a tiempo completo o parcial, una opción que seguro agradecen los que opten por este tipo de formación mientras trabajan o estudian otras disciplinas.

KeepCoding

Anuncia sus cursos como desarrollados en España y diseñados en Silicon Valley. Keepcoding ofrece cases en español y bootcamps para iniciarse en programación; desarrollo web; desarrollo de apps móviles; Big Data, Inteligencia Artificial y machine learning; DevOps y cloud computing; ciberseguridad; y márketing digital y análisis de datos. Ofrece becas y distintas opciones de financiación.

Los estudiantes que quieran iniciarse en el desarrollo con un bootcamp pero no sepan cuál elegir, contarán con la ayuda de un asesor personal, que les ayudará en la elección indicándoles cuál sería el más indicado para ellos.

Digital House

Además de bootcamps de varias semanas en disciplinas como la analítica de datos, la ciencia de datos o el desarrollo web full stack, Digital House ofrece también un curso de formación específico para el desarrollo. Se trata del curso que acredita a los que lo superan como Certified Tech Developers. Cuenta con dos módulos distintos. El primero tiene 21 meses de duración, y el segundo, que forma específicamente en desarrollo backend o frontend, dura 12 meses.

Neoland

Disponibles tanto a tiempo completo como parcial, los bootcamps de Neoland cuenta con el apoyo de empresas como Google, Meta, el Banco Santander o el BBVA. Ofrece formación para quienes quieran aprender a ser desarrollador de frontend o backend, diseñador UI/UX, ciencia de datos o ciberseguridad.

Además de formar a quienes opten por uno de sus bootcamps, en Neoland también apoyan a los estudiantes en su búsqueda de trabajo relacionada con la formación realizada, e incluso n la apertura y creación de una empresa.

Le Wagon

Los bootcamps de Le Wagon no son muy extensos, aunque pueden cursarse a tiempo completo o parcial. Ofrece formación en análisis de datos, desarrollo web y ciencia de datos, de unas 400 horas de duración. Además de estos bootcamps, que duran entre dos y siete meses, también ofrecen cursos más específicos, de menor duración (40 horas) de disciplinas y lenguajes específicos. Estos pueden resultar muy útiles para profesionales de TI que quieran mejorar su formación o ampliar conocimientos para desempeñar mejor su trabajo.

Todos sus bootcamp y cursos pueden cursarse tanto en modo presencial, para lo que cuentan con opciones en diversos países y ciudades, como online, en remoto. En todos los casos, las clases se imparten con un profesor por cada siete alumnos, lo que permite aprovechar al máximo el tiempo de prácticas y enseñanza.

Banner_azules
Reciba las últimas noticias de la industria en su casilla:

Suscribirse ✉