Guatemala está preparada para la temporada alta de flores

Rosas blancas

El sector de Flores de Exportación aumentó sus ventas a pesar de la pandemia y solo en febrero espera un crecimiento de 5 a 8%, comparado con el mismo mes de los dos años anteriores (2020-2021).

Banner_frasco-suscripcion-800x250

El Día del Cariño junto con el Día de la Madre son las dos fechas más importantes para este tipo de productos y ambas generan un 70% de las exportaciones totales de flores y follajes. Luego, le siguen el otoño y Navidad, que representan el otro 30%.

En el 2019 se exportaron 1.7 millones de kilos; durante el 2020 subió a 1.8 millones de kilos; y el 2021 cerró con 2.5 millones de kilos de flores. En términos de ingresos de divisas, pasaron de US$100 millones en el 2020 a US$125 millones el año pasado.

“Eso habla bien del sector, pese a que a principios de la pandemia se cancelaron pedidos y nos quedamos con las flores. De ahí surgió la iniciativa de regalar flores de exportación en el 2020”, declaró Byron Calderón, presidente de la Comisión de Plantas Ornamentales, Follajes y Flores de la Asociación Guatemalteca de Exportadores (Agexport).

Por lo tanto, los empresarios se encuentran en los últimos preparativos para los envíos en las fechas mencionadas, por lo que  millones de tallos están listos para ser enviados a diferentes destinos. Y aunque la rosa sigue siendo la especie más demandada, las orquídeas, boca de dragón, lirios, claveles y proteas, también generan interés por sus colores, variedad y calidad, de manera que los mercados internacionales están viendo al país, afirmó.

Lizzi Montero, gerente de mercadeo y ventas de la empresa Sunfresh Farm, afirmó que afortunadamente, la demanda de flores no ha sido afectado, pero el incremento de precio en  todos los materiales para su producción y transporte han sido los principales retos.

“Estamos en la fase de preparación y organización para los despachos del Día del Cariño; es una temporada de mucha demanda, en especial el rojo, ya que es el color favorito para esta temporada en el mercado norteamericano”, expresó la ejecutiva.

Con relación a las ventas, coincidió en que han subido y uno de los factores que benefició la pandemia fue que con el teletrabajo, las personas querían adornar sus casas con plantas y flores, debido a la costumbre de colocarlas en sus casas como símbolo de vida.

“Había preocupación porque pensamos que en la pandemia, las ventas se verían afectadas y como las flores no son un producto de consumo básico, se empezaron a plantear estrategias para poder mantener los puestos de trabajo. La ventaja fue que los supermercados se mantuvieron activos y ofrecían flores frescas a los consumidores, por lo que nuestra demanda no bajó”, relató Montero.

El desafío logístico

Calderón coincidió en que el tema logístico ha sido uno de los grandes retos, desde los pocos espacios en las líneas áreas y el aumento del costo de los fletes, por lo que se optó por utilizar un medio intermodal (aéreo-marítimo) para poder cumplir con los envíos.

“Hace cuatro años no pasaba por nuestra mente usar la vía marítima para enviar flores, así que hacer esa combinación ha representado todo un desafío. No todas las flores resisten una logística intermodal, y sin duda hemos tenido que innovar”, expresó el exportador.

Los costos subieron un 30%, pero el sector no trasladó ese aumento a los proveedores con el objetivo de mantener sus clientes y no afectar las ventas.

Montero agregó que los retos logísticos son muy grandes todavía, sin embargo, líneas aéreas y marítimas están en toda la buena disposición de apoyarlos en esta época, para poder transportar los pedidos.

Empleo estable

El sector genera entre 15 mil y 20 mil empleos directos y solo en flores, hay casi 8 mil trabajadores. En el aérea de Tecpán, para esta temporada se contratan mil personas en las dos fincas de Sunfresh Farm.

“Es una gran ayuda para la economía de Tecpán, aparte de todos los empleos indirectos, logística, material de empaque, fletes y proveedores de fertilizantes, entre otros”, puntualizó.

La Comisión de Plantas Ornamentales, Follajes y Flores representa a un grupo de 50 empresas productoras y exportadoras, quienes producen más de 500 especies y tres mil variedades.

Esta industria tiene una trayectoria de más de 30 años en Guatemala y hoy genera alrededor de 15 mil empleos permanentes, 80% de los cuales son ocupados por mujeres del área rural y contribuyen con la generación de US$100 millones anuales.


Reciba las últimas noticias de la industria en su casilla:

Suscribirse ✉