Vuelta al trabajo: cómo preparar los últimos meses del año

Brecha de género

Según pública marketingdirecto:

Septiembre, al igual que enero, es un mes “frontera” que coincide con el final de las vacaciones de verano y da el pistoletazo de salida a la vuelta de las actividades rutinarias que marcan el día a día de la gente. Para muchos, incluso, es como comenzar un nuevo año y, por ello, se fijan nuevas metas y propósitos que cumplir.

Banner_frasco-suscripcion-800x250

Sin embargo, septiembre no es sólo eso. El noveno mes del año viene marcado como un momento crucial para las empresas, durante el cual es mejor prepararse para uno de los períodos más activos y, posiblemente, más rentables del año.

Con el fin de proporcionar un punto de partida para comprender mejor el comportamiento de los consumidores en los próximos meses, y desarrollar estrategias óptimas de marketing y comunicación basadas en ello, hemos reunido en este artículo algunas ideas y tendencias que impulsarán las compras de los usuarios durante los últimos meses del año.

¡Veámoslos juntos!

1. ¿Qué formatos digitales preferirán los usuarios?

Audio digital: En un mundo cada vez más acelerado, la publicidad a través de contenidos de audio digital es una de las más eficaces, además de ser capaz de captar una amplia base de usuarios. Según una encuesta realizada por IAB el año pasado, en el 2021, en España, el 61% de los usuarios de Internet, escucha contenidos de audio digital. Ahora mismo, este dato, sigue creciendo porque es el formato más popular del momento gracias a su versatilidad y a la percepción positiva que genera en el oyente.

Vídeo nativo: Herederos de la publicidad nativa, los vídeos se adaptan aún más al look & feel del contexto mediático en el que aparecen. De hecho, un reciente estudio de Kantar demuestra que el reconocimiento de marca mejora un 26% cuando se incluyen videos nativos en las páginas web.

2. ¿Cuáles serán las pautas de compra preferidas por los consumidores durante las fiestas y las ocasiones especiales del año?

Tiendas físicas: 2022 es el año de la vuelta a la normalidad tras un largo periodo de restricciones; sin embargo, uno de los principales retos para las marcas será hacer que los consumidores vuelvan a las tiendas físicas. En los últimos meses del año, las tiendas desempeñarán un papel fundamental a la hora de ofrecer a los usuarios experiencias físicas, necesarias para complementar la experiencia digital, mezclando hábilmente la parte online y la offline.

Comercio electrónico: protagonista indiscutible de los últimos cuatro años, la compra de productos online seguirá siendo fundamental para los clientes. Según el estudio de Ecommerce Europe, el commerce en España crecerá un 17% en 2022, lo que indica pensar que los españoles prefieren este método de compra tanto por la comodidad como por una mejor experiencia de compra.

Tanto si la compra se realiza físicamente como a través de los canales digitales, lo crucial para las marcas es desarrollar estrategias de comunicación a diferentes niveles, respondiendo rápidamente a las diferentes necesidades de cada consumidor, permitiéndole moverse ágilmente entre múltiples canales y siguiéndolo a través de las diferentes etapas de compra.

3. ¿Qué esperan los consumidores de las marcas y cuáles son los parámetros que influyen en sus decisiones de compra?

Omnicanalidad: Los individuos de hoy en día tienen un comportamiento de compra mucho más complejo que antes; el customer journey se ha vuelto más errático debido a las enormes opciones disponibles.  Según un estudio de Google, los individuos utilizan más de 5 canales para comprar un producto: desde la fase de búsqueda de información online o en las redes sociales, hasta la evaluación física del producto, es imperativo estar presente en los canales utilizados por su público objetivo, atrayendo su atención y haciéndoles participar de forma activa y entretenida.

Compartir valores: el consumidor actual necesita sentirse parte de un «ecosistema» más amplio, por lo que, en los últimos años, compartir valores con una marca se ha convertido en un importante factor de discriminación, capaz de influir en la compra de un producto.

Además de un consumidor cada vez más informado y exigente, que tiene en mente parámetros y expectativas precisas, las empresas también deben acostumbrarse a un usuario más asertivo que exige mayor transparencia a la marca. Estos elementos, combinados con el conocimiento de los hábitos y necesidades del usuario, información que se puede encontrar gracias a los datos, permitirán construir un vínculo cada vez más fuerte y duradero con el individuo.

Estas son sólo algunas de las principales tendencias que marcarán el panorama en los últimos meses de 2022. Será fundamental que las marcas las conozcan y las integren con los insights e información recopilada a lo largo del año, para poner en marcha estrategias de comunicación que respondan plenamente a las necesidades de los usuarios, empezando con buen pie y afrontando uno de los momentos más intensos para la mayoría de los sectores.

Ana González del Sol, Sales Director de Beintoo España.


Reciba las últimas noticias de la industria en su casilla:

Suscribirse ✉