Estudios: Gran número de importaciones en el sector retail estadounidense

Puerto, barco con containers

El pronóstico se debe a la recuperación de la economía estadounidense y a que las fábricas asiáticas no pararán este año durante las festividades de año nuevo.

ras un año de cancelaciones en masa de pedidos, los barcos con mercancía vuelven a inundar los puertos estadounidenses. Las importaciones de artículos para el retail de Estados Unidos marcarán nuevos récords cada mes hasta el próximo verano, según las últimas previsiones de la National Retail Federation (NRF) y Hackett Associates.

Banner_frasco-suscripcion-800x250

Las dos organizaciones atribuyen este incremento a la recuperación de la economía estadounidense y a que las fábricas chinas, que tradicionalmente paran su actividad durante las festividades de año nuevo, continuarán operativas este año.

“La campaña navideña fue de récord y los números de 2020 muestran que los consumidores están volviendo a comprar”, explica Jonathan Gold, vicepresidente de supply chain de la NRF. “Este aumento se produce desde hace ya varios meses y los retailers están importando mercancía más rápido que nunca”, añade.

Las ventas durante la campaña de vacaciones en noviembre y diciembre se impulsaron un 8,3% en el conjunto del retail en Estados Unidos, hasta 789.400 millones de dólares, y los datos preliminares de 2020 apuntan a un alza del 6,8%, aunque la moda continúa en tasas negativas.

“Aunque continuamos luchando contra el Covid-19 y los altibajos de la economía, los aumentos en el flujo de mercancías se han vuelto dramáticos”, apunta el fundador de Hackett Associates, Ben Hackett.

“Es impresionante que los volúmenes de carga manejados por los puertos continúen siendo tan altos a pesar de la congestión en los muelles y la propagación del coronavirus entre los trabajadores a lo largo de la cadena de suministro”, añade.

Los puertos estadounidenses analizados por la NRF gestionaron 2,11 millones de TEU (unidad equivalente a veinte pies, en sus siglas en inglés) en diciembre, un 0,2% más que en noviembre y un 22,3% más que en diciembre de 2019.

Para enero, el informe anticipa un aumento de las importaciones del 22,1% respecto al mismo periodo de 2020. Febrero es tradicionalmente el mes con menos volumen de importaciones del año, tanto por la pausa entre la temporada navideña y la primavera como porque las fábricas en Asia cierran por las vacaciones del año nuevo chino.

Sin embargo, entre la saturación actual de los puertos y el hecho de que muchas fábricas asiáticas permanecerán abiertas durante las vacaciones para satisfacer la demanda, para este febrero la NRF pronostica la entrada de 1,91 millones de TEU, un 26,3% más que el año pasado.

Para marzo, el pronóstico es de un alza del 41% (el año pasado, las fábricas en China estuvieron cerradas pro el coronavirus), y para abril se prevé una subida del 13,3%. Las alzas continuaran en mayo, con un 23,8%, y junio, con una subida del 18,2%.

Sin embargo, es muy probable que la tendencia no se replique con tanta intensidad en la moda. En diciembre, las importaciones de ropa de Estados Unidos se hundieron un 16,4%, y las compras a China, su mayor proveedor, se desplomaron un 23,6%, encadenando tres años a la baja.


Reciba las últimas noticias de la industria en su casilla:

Suscribirse ✉