Zara, Zara Home y Stradivarius abrirán puertas el 8 de abril en Edificio España

Las tiendas ocuparán 9.000 m2 de uno de los edificios más famosos de la capital y estarán dotadas de la última tecnología

El centro de Madrid se prepara para uno de los estrenos comerciales más esperados de los últimos meses: la apertura de las ‘flagships’ de Inditex en el Edificio España, uno de los rascacielos más altos y conocidos de la capital.

El gigante textil ha anunciado que Zara, Zara Home y Stradivarius abrirán sus puertas el próximo 8 de abril, con su nuevo concepto de tienda. Las marcas sumarán 9.000 m2 en dos tiendas a las que se accederá desde un aparcamiento de nueva creación y desde la Plaza de España, que se ha renovado recientemente para ampliar las aceras y los accesos peatonales, y en la que está prevista la plantación de más de 1.300 árboles nuevos.

Banner_frasco-suscripcion-800x250

Las nuevas tiendas se enmarcan en la nueva estrategia del grupo de contar con establecimientos más grandes y mejor dotadas tecnológicamente, por lo que incorporan las últimas novedades tecnológicas de la plataforma integrada de tiendas y ‘online’, que permitirá prestar un servicio reforzado al cliente complementado por la tienda de internet, así como los últimos avances en sostenibilidad medioambiental.

De esta forma, Zara ocupará más de 7.700 m2 distribuidos en cuatro plantas, entre las que se incluye una planta sótano que contará con un almacén que permitirá prestar servicio inmediato de reposición. Las plantas una y dos ofrecerán las colecciones de señora, incorporando en la primera de ellas la nueva sección de ‘Cosmética Zara Beauty’ y la sección de recogida ‘online’, con un silo robotizado con capacidad de hasta 1.500 pedidos.

La planta tres estará dedicada a la sección de Caballero y al nuevo concepto de tienda de Zara Home, que divide los espacios como las estancias de un hogar, mientras que en la planta -1 estará la sección de Niño. La tienda propondrá además zonas de autocobro y contará con la experiencia ‘Modo Tienda’, que está disponible a través de la ‘app’ de Zara para todos los establecimientos de la marca en España.

Junto a los servicios de reserva de probadores y localización de artículos en tienda, prevé incorporar la nueva función ‘Pay&Go’, que permitirá que los clientes adquieran las prendas con tan sólo escanearlas a través del móvil.

Por su parte, Stradivarius contará con 1.200 m2 que están distribuidos en dos plantas, con dos accesos desde la calle. Dispondrá, al igual que Zara, de ‘Modo Tienda’ a través de la aplicación móvil de la marca y de zonas de autocobro.

De esta forma, las dos tiendas dentro del Edificio España se incorporan al espacio de la Plaza de España, que se ha reformado a raíz del proyecto ‘Welcome Mother Nature’ por el que peatonaliza el 90% del suelo y se van a plantar más de 1.300 árboles de más de 50 especies.

Se trata de una amplia zona ajardinada en contacto con la calle Princesa, el Palacio Real, los Jardines de Sabatini y hasta el Parque del Oeste, el Parque de la Montaña y la nueva reforestación de Plaza de España, donde se ha enterrado toda la circulación.

Un alquiler ligado a las ventas

Los locales del Edificio España son propiedad de Inbest socimi, sociedad de inversión de la gestora Corpfin, que anunció el año pasado su objetivo de entregar los establecimientos a los operadores para abrir sus puertas este año. Inbest pagó 160 millones de euros al grupo hotelero RIU, dueño de todo el Edificio España. La operación se selló en enero de 2019, aunque la escritura pública se formalizó un año más tarde.

A finales de mayo de 2021, la compañía selló un contrato de arrendamiento con el Grupo Inditex, que será el operador que ocupe dos terceras partes de la superficie comercial (unos 9.000 m2) durante los próximos 20 años.

Según el documento de incorporación al mercado de valores que proporcionó Inbest a BME Growth antes de empezar a cotizar, la compañía fundada por Amancio Ortega pagará una renta que “representará un porcentaje variable de los ingresos por ventas con un mínimo garantizado correspondiente a un porcentaje de la renta variable del ejercicio precedente. Dicha renta comenzará a devengarse en 2022 una vez finalizadas las obras de remodelación de Plaza España, momento en el que se entregará el local al inquilino, y se realicen por el mismo las obras de acondicionamiento del local”.

Según los cálculos preliminares de la consultora CBRE, la renta razonable del espacio comercial se encuentra entre 26 y 121 euros/m2, dependiendo del local y de la planta. Aun así, la consultora estima que la renta bruta de toda la superficie comercial podría situarse cerca de 7,33 millones de euros al año. 

Al margen de la renta, el arrendador deberá asumir unos gastos de 260.000 euros anuales solo en concepto de IBI, mientras que los gastos de comunidad rondarán los 25.000 euros anuales, aunque parte del importe podría repercutírselos a los operadores.


Reciba las últimas noticias de la industria en su casilla:

Suscribirse ✉