¿Son ahora más grandes las tallas de Inditex?

Giro inesperado en las quejas sobre las tallas

  • Los tuits de algunas compradoras desatan otro debate sobre el tallaje de las prendas de la firma española, aunque ésta no se ha pronunciado al respecto

Llega el verano. El calor ahoga. A veces, más de la cuenta. Toca renovar el armario. Igual no toca, pero es lo que muchos consumidores piensan. Y al salir de compras, se pasa por un Zara, la popular marca de la cadena textil que reina en las principales arterias comerciales españolas. Sin embargo, en lugar de llevarse la sorpresa al pasar por caja, el gran shock de muchas compradoras ahora llega en el probador. El vestido de Zara en una talla M queda más holgado y los pantalones de la 38, también. ¿Ahora son más grandes las tallas de Inditex? ¿Ha escuchado Zara las súplicas de muchas de sus clientas? Algunas críticas, hasta hace poco muy enfocadas en un tallaje especialmente pequeño, han dado un giro de 180 grados.

Inditex todavía no se ha pronunciado al respecto. Ni para bien, ni para mal. Pero las usuarias, sí. Al pedir asesoramiento a algunas dependientas del grupo por teléfono y a través del chat de atención al cliente, afirman que no tienen constancia de que haya cambiado el patrón de la compañía en este sentido. Entonces, ¿puede que se trate de una mera sensación?

Banner_frasco-suscripcion-800x250

“¿Inditex ha hecho las tallas más grandes o estoy loca?”

La joven Alicia León cuenta a Consumidor Global que fue a Stradivarius y Pull&Bear a comprarse unos shorts para este verano y se sorprendió. Según ella, siempre ha usado una talla 36, pero, ahora, la 32 le va holgada. “He llegado a tener mucho menos peso que el que tengo ahora y la 36 era la que me iba bien porque soy algo ancha de piernas”, explica a este medio. Por otro lado, añade que también nota los vestidos de Zara más grandes, ya que siempre ha usado una XS y ahora ésta le queda muy ancha.

Ella no es la única. La usuaria @sarahrnandez señala en redes sociales que “es flipante lo de Inditex. El año pasado usaba una 36 y ahora uso una 32 porque la 34 es enorme”, explica. Y, en la misma línea, @albatoch explica que necesita que Inditex vuelva al tallaje normal “porque esto de ir buscando una 34 y que sea como una 38 no renta”.

Una posible respuesta al “caos” de tallas

Sobre el tamaño de las prendas,  entre las diferentes cadenas de ropa también hay disparidad. Probarse una 36 de unos pantalones de Bershka y ver que la misma talla de Mango no se corresponde es algo que ya no sorprende a estas alturas. María Martín-Montalvo, directora de Relaciones Institucionales de ISEM Fashion Business School, aclara que “cada cadena y cada marca de moda va dirigida a un público objetivo diferente” y, por eso, la publicidad, los materiales, los precios y, también las tallas, van enfocados a éste. En este sentido, “no es lo mismo la ropa que va dirigida a adolescentes que la que va dirigida a una mujer de edad media”. Por lo tanto, la talla S de una niña de 16 años no será la misma que la talla S de una señora de 35, explica esa experta.

En el caso de Zara, por ejemplo, hay tres secciones: Trafaluc, para gente joven (señalada con un triángulo en la etiqueta); Basic, para mayores de 35 años (con un cuadrado en la etiqueta); y Woman, más elegante (etiquetada con un círculo). Según María, “incluso dentro de Basic los patrones pueden variar porque hay prendas que por su propio diseño y patrón, oversize por ejemplo, son diferentes de otras que son slim”. Por eso, tal y como matiza, “una unificación a nivel nacional es complicada y no tendría demasiado sentido”. Asimismo, “a nivel europeo, se complica más todavía porque las alturas y los tipos de cuerpo no tienen nada que ver en unos lugares y otros”.

El ‘vanity sizing’: la práctica engañosa de algunas marcas

El vanity sizing –o tallaje vanidoso– consiste en etiquetar una prenda con una talla inferior a la que tiene. Por ejemplo, que unos shorts con la talla 36 tengan, en realidad, las medidas de una talla 40. Se trata de una estrategia de marketing que ponen en práctica algunas firmas para contentar al cliente, que, al usar una talla más pequeña de la que se esperaba, piensa, engañado, que ha bajado de peso. Aquí entran en juego la fomentación de los estereotipos sociales, lo que puede incentivar trastornos psicológicos.

Según un estudio sobre Imagen y Percepción del Fashion Retail en España de la consultora Kantar Worldpanel, entre los principales motivos a la hora de elegir una cadena de moda, los consumidores demandan, entre otras cosas, una disponibilidad de variedad de oferta y tallas. Sin embargo, según las numerosas quejas de las consumidoras, parece que aún queda mucho camino para recorrer en este sentido.

Una mujer se mide el abdomen con el objetivo de adelgazar / PIXABAY
Una mujer se mide el abdomen con el objetivo de adelgazar / PIXABAY

Las Kardashian y Rosalía: ¿precursoras de las tallas más grandes?

Sobre si son inclusivas las tallas, Martín-Montalvo explica que “la oferta ha ido aumentando en todas las cadenas de moda rápida en los últimos años, por un incremento de la demanda y también por presión social”. Las modelos delgadas de principios de la década de los 2000 se han quedado atrás y “estamos en una tendencia provocada por fenómenos como las Kardashian o Rosalía, que son mujeres con curvas que van vestidas a la última moda”. Por ello, según explica, “todas las personas –de todas las tallas– quieren ir a la moda”.

Kim Kardashian y Rosalía posan en sus redes sociales / INSTAGRAMKim Kardashian y Rosalía posan en sus redes sociales / INSTAGRAM

Que el tallaje de Inditex suelen tirar a pequeñas es vox populi. Entonces, ¿podría ser que, por fin, la firma haya escuchado a sus clientas? Martín-Montalvo explica que en las cadenas de fast fashion “hay algunas prendas que por su patrón pueden usar personas con tallas grandes y que también hay cada vez más oferta oversize en las propias colecciones”. No obstante, aunque “el patronaje ha mejorado y la talla 38 de hace unos años es ahora más inclusiva que entonces y en las prendas básicas –de fondo de armario– la oferta es mayor”, en la ropa de tendencia de cada temporada las marcas acotan este tipo de servicios para evitar un sobrestock.


Reciba las últimas noticias de la industria en su casilla:

Suscribirse ✉