Ecommerce versus social commerce: argentinos desconfían de hacer shopping por redes sociales

Ecommerce Cajas carrito de mercado laptop

El 37% de los consumidores de la Argentina prefiere el comercio electrónico sobre un 7% que se vuelca a las plataformas sociales. A la hora de buscar información, incluso la mayoría confía más en las reseñas de los mismos sitios web que en las recomendaciones de influencers

Pese a la alta penetración de las redes sociales, los argentinos aún desconfían de ellas a la hora de comprar productos y servicios. Prefieren hacerlo en las plataformas de comercio electrónico habituales antes que en las tiendas que las marcas tienen en sus canales sociales.

El 37% de los consumidores de la Argentina prefiere el e-commerce sobre un 7% que se vuelca al social commerceAsí se desprende de una encuesta que llevó adelante Rapyd, compañía israelí que alcanzó la categoría de ‘unicornio’, con una valuación de mercado mayor a u$s 1000 millones, y tiene entre sus inversores a los fondos más importantes, como Tiger Global y General CatalystEl estudio comprendió a 1687 usuarios argentinos, brasileños, colombianos y mexicanos, de entre 20 y 65 años.

Banner_frasco-suscripcion-800x250

De acuerdo al informe, el e-commerce le gana la carrera al social commerce no solo en la Argentina, sino también en el resto de los países analizados. Los brasileños (57%) y los mexicanos (41%) prefieren hacer compras por tiendas digitales tradicionales. En Brasil, solo un 22% elige las redes sociales, mientras que en el caso de los mexicanos la cifra baja al 20%. En Colombia, el e-commerce sobresale con el 34%, versus el social-commerce, con un 23%.

La preferencia por el comercio electrónico se relaciona a varios factores. Según el informe, entre las ventajas destacadas, se encuentra la posibilidad de comprar de forma práctica, práctica y sencilla; el funcionamiento de las tiendas las 24 horas los siete días de la semana; y la diversidad de los métodos de pago.

A la hora de realizar compras importantes, también prevalece el e-commerce: los cuatro países de la región priorizaron este canal para bienes de mayor valor y precios elevados. En la Argentina, es elegido para estas ocasiones por el 55% de los usuarios. En México, lo elige el 69%; en Brasil, el 68%; y en Colombia, el 62%.

Asimismo, el e-commerce se presenta como la mejor opción para compras planificadas, mientras que el social commerce aparece como un canal asociado a las impulsivas. «Es la opción preferida por los encuestados de los cuatro países para compras planeadas: en la Argentina, por un 56%; en Brasil, por un 78%; en Colombia, por un 60%; y en México, por un 68%», sostiene el relevamiento.

A su vez, el sondeo asegura que en la Argentina, el 44%

Aunque las redes sociales suelen ser un terreno de consultas, donde los usuarios se informan antes de concretar una compra, la credibilidad de los sitios online es más alta que la de los influencers. El 64% de los argentinos confía en las reseñas de las mismas páginas web, por sobre un 46% que se guía por las recomendaciones de figuras influyentes.

«Los argentinos se sienten más seguros operando por medio del e-commerce, pero las redes sociales los convocan a investigar, aunque lo hacen a un ritmo más lento que el resto de la región. Avanzar sobre terreno seguro parece ser el patrón a la hora de decidir la compra. Por ello, es preciso reconocer la importancia que tiene la seguridad y la confianza en las plataformas de pagos para que se de una paridad en cuanto a la confianza entre el social commerce y el e-commerce. Estamos ante el inicio de un ecosistema del comercio digital más diverso y accesible», analizó Juan Huezo, Director Sr. de Desarrollo Corporativo y Asociaciones de Rapyd.

percibe al social commerce como la plataforma en la que la mayor parte de las compras que se realizan son por impulso. En Brasil, escala al 66% y llega al 60% tanto en México como en Colombia.

En ese sentido, el monto máximo que los encuestados declararon estar dispuestos a gastar en compras por e-commerce es superior que en social commerce. En el primer caso, llega a u$s 500, mientras que en el segundo no supera los u$s 100.

Aunque las redes sociales suelen ser un terreno de consultas, donde los usuarios se informan antes de concretar una compra, la credibilidad de los sitios online es más alta que la de los influencers. El 64% de los argentinos confía en las reseñas de las mismas páginas web, por sobre un 46% que se guía por las recomendaciones de figuras influyentes.

«Los argentinos se sienten más seguros operando por medio del e-commerce, pero las redes sociales los convocan a investigar, aunque lo hacen a un ritmo más lento que el resto de la región. Avanzar sobre terreno seguro parece ser el patrón a la hora de decidir la compra. Por ello, es preciso reconocer la importancia que tiene la seguridad y la confianza en las plataformas de pagos para que se de una paridad en cuanto a la confianza entre el social commerce y el e-commerce. Estamos ante el inicio de un ecosistema del comercio digital más diverso y accesible», analizó Juan Huezo, Director Sr. de Desarrollo Corporativo y Asociaciones de Rapyd.


Reciba las últimas noticias de la industria en su casilla:

Suscribirse ✉