4 tendencias que marcarán el segundo semestre en el Ecommerce

ecommerce pagos

Según la publicación del portal El Correo Gallego

Desde que surgió internet, se crearon nuevas herramientas, surgieron muchas necesidades y se desarrollaron nuevos hábitos digitales. Los cambios que trajo aparejado el nacimiento del mundo web fueron demasiados para asimilar en su momento. Hoy, con un recorrido ya realizado, podemos ver los beneficios y las desventajas de todo esto. Y nadie puede negar que una de las grandes consecuencias positivas que proviene de internet es el auge del ecommerce.

Banner_frasco-suscripcion-800x250

Si nos vamos 30 años hacia atrás, una persona que quería emprender un negocio necesitaba una inversión bastante alta dado que era imprescindible un local físico, personal de atención, gastos en servicios, infraestructura y muchas cosas más. En la actualidad, si quieres colocar un negocio digital sólo necesitas tiempo y pagar los servicios correspondientes (como hosting y dominio, por ejemplo). La inversión es notoriamente menor lo cual hace que existan mayores posibilidades de éxito y menos riesgo a la hora de lanzarse a un proyecto.

¿Por qué decimos que el ecommerce está en auge?

Antes de darte algunas claves que te ayudarán a incrementar tus ventas, es importante aclarar este tema que muchas veces confunde y desvía los objetivos específicos de los negocios. Cuando hablamos del “auge del ecommerce” no nos referimos a la oferta, sino que hablamos de la demanda.

Pensarás que es lo mismo, pero no. La oferta de tiendas online está en aumento desde hace muchos años (básicamente, desde que surgieron en internet y los propietarios de negocios las conocieron). En algunos países tenían más relevancia que en otros, pero de todas formas había variedad en todos lados sólo que, quizás, las personas no las aprovechaban lo suficiente.

Todo cambió con la pandemia. Cuando las personas estuvieron inhabilitadas para tener contacto físico con tiendas u otras personas, comenzaron a ver lo digital como una solución viable a todos los problemas. En esa etapa, no sólo aumentaron aún más los ecommerce, sino que las ventas producidas en canales digitales crecieron abismalmente.

Se creyó que, cuando la cuarentena acabara, el ecommerce volvería a ocupar el mismo lugar que antes. Sin embargo, los hábitos digitales quedaron plantados y las tiendas online están en la cúspide de una ola que no sólo no parece disminuir, sino que crece a cada momento.


Reciba las últimas noticias de la industria en su casilla:

Suscribirse ✉