Los efectos del desplome del bitcóin y demás criptomonedas

Bitcoin se recupera por encima de los USD 30 000

El bitcóin perdió en mayo sus ganancias de los últimos meses y el martes su cotización cayó por debajo de los 30.000 dólares, como parte de una tendencia del mercado de alejarse de los activos de riesgo por la incertidumbre de la guerra en Ucrania.

(Lea: En caída libre: el bitcóin se sitúa debajo de los 30.000 dólares).

Banner_frasco-suscripcion-800x250

Con la caída de este activo, las otras criptomonedas en el mercado replicaron la caída. El mercado en su conjunto fue evaluado en unos 1,5 billones de dólares frente a un nivel de 3 billones invertidos en el momento de mayor auge de este sector, según los datos de Coingecko, que registra más de 13.000 criptomonedas.

El Bitcóin depende de diferentes aspectos; el más importante: su tecnología subyacente. En este sentido, está atado al uso en diferentes escenarios de ahorro, inversión y método de pago, según explica Alejandro Beltrán, vocero de Buda.com, una página que desarrolla y opera mercados de criptomonedas.

En este sentido, es un activo con alta volatilidad a corto plazo. Además, de un perfil de riesgo ya que tiene una renta variable. En su valor influyen las regulaciones de un país que tienen un efecto directo en su precio. También la adopción del sistema de comercio donde opere y las actualizaciones de la red, que requieren procesos de consenso que les permita a la comunidad validar si es conveniente, según el experto.

(Además: Cómo va la discusión sobre la regulación de criptoactivos en Colombia).

A causa de su alto riesgo, ha comenzado a hacer parte de los mercados tradicionales. Por ejemplo, mediante reservas que tienen gobiernos y grandes empresas. Beltrán destaca que eso ha hecho que las coyunturas impacten en su precio. 

«Por ejemplo, la incertidumbre sobre la inflación y el aumento de las tasas de interés. Esto desestimula el mercado, incentiva el ahorro y contraer la demanda, principalmente sobre los activos de riesgo«, explica.

En consecuencia, los mercados de riesgo comienzan a contraerse. Incluso, el mercado accionario empieza a presentar caídas. Lo cual conlleva a una fuga de capitales, el dólar se fortalece y los inversores se resguardan en los activos más seguros, dice Beltrán.

Entre los riesgos que lo impactan, Beltrán destaca tres: comprar y que el riesgo baje, ya que se rige por un mercado de oferta y demanda. Esto implica que no haya una rentabilidad fija.

A su vez, comprar los bitcóin y no guardarlos bien. Al ser un mecanismo de autogestión, es necesario contar con buenas claves y respaldos, autenticación y validación de seguridad. Finalmente, comprar a intermediarios que proponen rentabilidades falsas.

Ahora bien, el experto también aclara que los ciclos de bitcóin ante la incertidumbre tienen un efecto a corto plazo pero que, generalmente, después tienen un crecimiento importante. «Estas caídas suelen representar grandes oportunidades«, dice.

(Lea: ‘Criptoinvierno’: qué es y qué tan cerca está el mercado de llegar ahí).

Finalmente, considera que el mercado no está cerca a un criptoinvierno, en donde el precio se estanca. Por ahora, las criptomonedas se encuentran en un periodo de transición.

En la última jornada el bitcóin, moderó su caída cuando llegó a perder casi un 6 %, influida por el desplome de la criptodisiva TerraUSD, teóricamente vinculada al dólar, y a mediodía cede un 3,31 %, hasta los 27.461 dólares, según los datos de mercado consultados por Efe.

La criptomoneda cayó ayer por debajo de los 30.000 dólares, su nivel más bajo desde noviembre de 2020, después de que la criptodivisa estable (‘stablecoin’) TerraUSD perdiera su paridad con el dólar y se desplomara hasta un mínimo de 23 centavos. El estratega de mercados globales de la plataforma de inversión en multiactivos eToro, Ben Laidler, considera que la caída que ha experimentado el bitcóin desde principios de año empeoró «significativamente» por el contagio de TerraUSD.

A diferencia de otras ‘stablecoins’, TerraUSD no está respaldada por otros activos, sino que mantenía su paridad con la cotización del dólar a través de un complejo algoritmo vinculado a Luna, una criptodivisa sin respaldo.

Fuente: PORTAFOLIO


Reciba las últimas noticias de la industria en su casilla:

Suscribirse ✉