El futuro del centro comercial según Dimas Gimeno

El expresidente de El Corte Inglés apuesta por una transformación de estos espacios que deben ser «flexibles y reconfigurables».

El centro comercial tiene que adaptarse al nuevo escenario surgido de la pandemia de Covid y avanzar en su transformación. Así lo señala en su LinkedIn Dimas Gimeno, actual fundador y presidente de Kapita, socio fundador de WOW y expresidente de El Corte Inglés.

Banner_frasco-suscripcion-800x250

«El centro comercial es un concepto de la era industrial que busca relevancia en un mundo postdigital y postpandemia. Necesita un ‘retail reset’ para avanzar rápidamente en las conexiones digitales y emocionales, y así convertirse en una plataforma de encuentro phygital para marcas y clientes», asegura Gimeno, que recuerda que el modelo de estos espacios, como lo conocemos hasta ahora, está en crisis, y no basta con quedarse en la superficie.

En su opinión «si lo único que ofrece es la misma lista de tiendas, los mismos productos y servicios que los demás se encuentra con la fuerte competencia de formatos digitales e híbridos».

Un espacio «flexible»

Para Gimeno, el espacio físico del centro comercial deberá ser «flexible y reconfigurable: una plataforma plug-and-play para una redisposición comercial rápida y fácil, tanto en su versión online como offline».

«Cada periodo de seis meses, el centro debe cambiar de escenografía, como si de un montaje teatral se tratara, donde las marcas son las actrices. El objetivo es llevar las audiencias al centro (incluso aquellas que no tienen intención de comprar nada) y crear un telón de fondo experiencial», apunta.

Para ello, incide en la necesaria colaboración de centros comerciales y marcas, «para que sus plataformas estén integradas y se tenga una visión única del stock».

Dimas Gimeno pone el foco en China y Estados Unidos (donde el 25% de estos espacios corre el riesgo de cerrar sus puertas en 2022, como advierte Credit Suisse), dos países donde los centros comerciales han iniciado este camino de transformación. «Todo esto supone un cambio radical en la forma de trabajar de las empresas desarrolladoras y gestoras de centros comerciales: de alquiladoras y empresas financieras a ser empresas de contenidos y generación de experiencias», concluye.


Reciba las últimas noticias de la industria en su casilla:

Suscribirse ✉