Telefónica cierra la compra de Oi en Brasil tras pagar más de 1.000 millones

La operadora se quedará con 12,5 millones de clientes y 43 ‘megahercios’ y 2.700 torres móviles. Reserva un 10% del precio sujeto a determinados ajustes y potenciales obligaciones de indemnización.

Telefónica pone punto y final a la compra de parte de los activos móviles de Oi. Como estaba previsto, la operadora ha formalizado la compra de la parte que le correspondía en el acuerdo firmado con sus otros dos compañeros de viaje en el consorcio, TIM y el magnate mexicano Carlos Slim. La española pagará un total de 1.063 millones de euros por 12,5 millones de clientes móviles, además de 43 megahercios (MhZ) de espectro radioeléctrico y 2.700 torres de telefonía móvil.

Banner_frasco-suscripcion-800x250

La división brasileña del grupo presidido por José María Álvarez-Pallete ha comprado la compañía Garliava, a la cual se entregaron los activos que le correspondían. Hoy ha desembolsado el 90% del precio pactado, es decir, 966 millones de euros al cambio actual. El importe restante, equivalente al 10%, está retenido sujeto a determinados ajustes de precio y potenciales obligaciones de indemnización al amparo de los términos del acuerdo. Los importes indicados incluyen una caja neta en la empresa adquirida de unos 16 millones.

Además de esta cantidad ha asumido un compromiso de pago complementario por importe de hasta 23 millones de euros sujeto al cumplimiento de ciertos objetivos por parte de la adquirida. En torno a 8 millones ya se han pagado hoy mismo. Además, ha llevado a cabo 29 millones ‘extra’ por ciertos servicios transitorios que la propia Oi prestará a la empresa. También incluye el abono de 35 millones en los próximos diez años en un pacto de capacidad para transmitir datos.

La compañía se quedará finalmente con un paquete de 12,5 millones de clientes, que corresponden al 30% de la base total según la base de datos del regulador brasileño a febrero de 2022. A esto hay que sumar los 43 megahercios, es decir, el 46% de las frecuencias de los activos. A esto hay que sumar el 19% de las torres con las que contaba el operador brasileño.

Autorización de Competencia

Estos activos, según las estimaciones publicadas por Bank Of America la semana pasada, aportarían un total de 152 millones de euros de beneficio bruto de explotación (Ebitda) a la operadora en 2022 y más de 200 millones de euros durante los tres ejercicios siguientes. Esto se produce en un mercado como el brasileño, uno de los cuatro prioritarios para la teleco y el segundo por ingresos.

Esta formalización llega después de que el pasado mes de febrero, el regulador de la Competencia de Brasil autorizara con una votación especialmente reñida la operación de compra. Se produjo un empate a tres votos entre los consejeros, que fue resuelto por el voto de calidad del presidente. Se ejecutarán ‘restricciones’ para compensar la reducción de competidores, que fueron negociados en los últimos meses. También se ha decidido que se trasladará la investigación del Ministerio Fiscal al propio organismo para el inicio de una investigación administrativa que analizará si hubo una potencial práctica anticompetitiva en la negociación del consorcio de los tres grupos.


Reciba las últimas noticias de la industria en su casilla:

Suscribirse ✉